jueves, 27 de septiembre de 2018

Vine para decirte

-Vine para decirte que... -logró balbucear apenas le abrió la puerta. Pero no pudo agregar palabra. La miró y no encontró en sus ojos aquella chispa, aquel brillo que tanto amaba.

Entonces lo supo. Era sólo un fantasma tomando por asalto sus recuerdos.

Tomó algunas cosas de aquí y allá, y salió dejando tras de sí una estela de olvidos.